Estigma Gamer

El otro día comentaba con un amigo gamer, que sería curioso saber la cantidad de horas que hemos dedicado a nuestros queridos videojuegos. Dentro de la pasión por los videojuegos, hay diferentes niveles. Algunos hemos exprimido juegos en una tarde lluviosa de viernes. Otros han batido records de medallas en modo online. Y otros habrán reconquistado el mundo más de cien veces en su vida.

En cualquier caso, cada uno y a su forma le ha dedicado muchas horas a esto de los videojuegos. Por eso, de alguna forma, en cada uno de nosotros, se genera una especie de marca para toda la vida. Se trata del “estigma gamer”.

De Gamer a Santo!!

Cuando digo estigma gamer, no me refiero a los callos que salían con el pad de la SNES (sin duda alguna, el mejor pad creado), tras horas y horas dándole al Zelda. Me refiero a un concepto más espiritual, que se genera dentro de nuestro propio ser como personas. Nuestro vínculo con los videojuegos nos genera ciertas actitudes o formas de interpretar según que situaciones de una forma diferente.

Puede que no seamos conscientes, pero en nuestro día a día, tenemos reacciones de forma inconsciente  vinculadas a los videojuegos. Pasando cerca de un atasco de coches, ¿quién no ha pensado nunca en Tetris? ¿Y ese abrigo molón que nos ponemos en invierno con el que te crees Dante? ¿O cuando te tomas un Actimel por las mañanas y piensas “power up” (true history)?

Más o menos esto sería el estigma gamer. Para no caer en la locura sobrellevando esta situación, necesitamos una vía de descompresión para nuestro estigma. ¡No me miréis raro! Lo necesitamos y además lo hacemos con frecuencia. A saber, figuritas de tal personaje de cualquier Final Fantasy, mapa edición coleccionista “serie limitada sólo hay 10 en el mundo y tú vas y pagas un pastón”, camiseta con la leyenda “No soy un freak, soy un Mago de Nivel 10” (another true history), y así podría seguir con muchos más ejemplos que espero que aportéis vosotros con vuestros comentarios.

Pero aquí no acaba todo. Porque el estigma gamer es totalmente incontrolable. Se empieza con alguna edición especial, unas figuritas y alguna que otra gorra personalizada. Pero poco a poco en nuestro interior él, va adquiriendo personalidad propia, y sin ser nosotros consciente de ello, nos va exigiendo más y más. Su ambición no tiene límites. Es incapaz de saciar su hambre gamer y ya no le vale con cuatro figuritas y una camiseta.

Seguro que más de uno estará pensando que esto a él no le pasará, porque él decide lo que hace con su vida. Pero ahí está el propio engaño que el estigma gamer genera en nuestro interior. Nos hace creer que cada vez necesitamos hacer una manifestación más grande y más sonada como gamers, y eso amigos, nos puede llevar a la perdición. No os quiero asustar, porque a algunos de nosotros todavía no nos ha llegado el momento, pero ya se han dado casos de otros gamers que son víctimas totales de su propio estigma. Ellos ya no tiene remedio, y creo que nosotros tampoco.

Ninja Gaiden  (Shadow Warriors )

Castlevania

Ninja Gaiden II (Shadow Warriors II)

21 Respuestas a “Estigma Gamer

  1. Laocoont 6 noviembre, 2011 en 0:43

    Never, nunca, jamás comprar una segunda entrega sin antes tener la Primera. Si ese es el caso, acabas por tener toda la colección. No entrar en el cine – aunque haya pagado – si me como 1 minutos de la película.

    Hasta hace poco otro “Stigma” era no jugar sagas empezadas por la entrega equivocada. Puff y seguro que tengo un montón más.

  2. rapsodos 8 noviembre, 2011 en 13:42

    xD
    Maldito xD. Pues que conste que yo me salvo unicamente en las ediciones coleccionistas (nunca he tenido cultura ni interes en ellas, ni siquiera en epocas de tener dinerito rico).

    Pero si, el estigma esta en mi. Yo en mis mundos paralelos en mi mente (es multinucleo) voy hilando diferentes realidades alternativas. Normalmente una esta todo el rato haciendo obscenidades con las muchacha… un nucleo siempre esta ocupado, con eso es suficiente. Otro hace lo justo para no tropezar caminando, o para leer y no chocarme con la gente en el proceso.

    Los otros si que van haciendo paralelismos. Y oye, mola xD el “no,no, no, no” de Drake conduciendo es mitico ya. Aunque ahi tambien voy deseando sectum sempras y cosas asi…

  3. 317words 9 noviembre, 2011 en 1:50

    Cómo mola el vídeo de Castlevania xD

    Tal y como describes el estigma parece un parásito. Vive dentro de ti, se alimenta de ti, pero te controla para que no seas consciente de ello…

    Creo recordar vagamente que he sufrido alguna vez sus efectos, pero ahora no recuerdo ningún caso. Eso sí, lo de Actimel Power Up (true story) es tremendo, sobre todo imaginando la escena con la voz gutural del Altered Beast xDDD ¿Es TU historia?

  4. pixfall 9 noviembre, 2011 en 16:03

    Yo estoy como Rapsodos, nunca he sido de comprarme esas ediciones de coleccionista, primero por su prohibitivo precio y segundo porque son muy difíciles de conseguir por estas tierras.

    Y bueno, no se si cuenta como un ejemplo de estigma gamer, pero en mi época de Counter Strike, llegué al extremo de comprarme un ratón y un teclado “especiales” para mejorar mi desempeño en el juego. Ahora mismo no sé si fue una buena inversión, pero en su tiempo lo veía como algo imprescindible.

  5. Retrospect 10 noviembre, 2011 en 18:40

    Estigmas…el de las ediciones coleccionistas y las pijadas varias aun no lo tengo porque no trabajo y por tanto no me sobra el dinero. Ojo, he dicho “aun” porque se que algún día lo tendré y me tendré que hipotecar hasta los calzoncillos xD

    Y bueno, las películas que me monto no suelen ser demasiadas, mas que nada porque soy un maestro de la mente en blanco. Puede parecer raro, pero por ejemplo, cuando voy andando por la calle lo único que hago es ir a mi destino, no pienso si no tengo porque que hacerlo xD Es mas, soy capaz de no darme cuenta que pasan amigos a mi lado de lo ausente que voy xD

    Pero bueno, cuando me montón alguna película suele ser con cosas relacionadas con Doom, mi juego favorito todo hay que decirlo.

  6. Pingback:Más Batman, la escala Re Menor, monstruitis... All Your Blog Are Belong To Us (CXXIII)

  7. Ingo Serrano Florencio 11 noviembre, 2011 en 14:07

    Yo alimento a mi Estigma a conciencia… Espero que algun dia… a lo “Bizarro” salga de mi, y poder echar unos multiplayers para toda la vida…

    • El Malo del Final 11 noviembre, 2011 en 20:57

      La vida ya es un online constante, no? Gracias por pasarte por aquí y comentar! :-B

      • Ingo Serrano Florencio 12 noviembre, 2011 en 11:44

        Que mejor MMORPG que la vida misma? quien no sale a la calle con su banda sonora personalizada en el mp4 pensando que de un momento a otro, cruzando un largo paso de cebra, un coche lleno de mafiosos te acorralará y empezará un tiroteo?
        O que descenderá un demonio alado para acabar con la humanidad? o que un tal dios te seleccionará como el elegido para acabar/salvar la humanidad?

        Una vez te conviertes en Gamer, y los videojuegos pasan de ser un mero entretenimiento a ser un placer astral (cuidadito, nada supera al sexo) la unión entre el cine y la literatura, con la posibilidad (cada vez mas amplia) de tomar el camino deseado para desentrañar la historia…

        El camino final para que el estigma sea por completo tu persona?
        Ser beta tester privado?
        creo que no hay nada mejor… verdad? xD

  8. Pingback:Más Batman, la escala Re Menor, monstruitis… All Your Blog Are Belong To Us (CXXIII) - La Isla Buscada

  9. Pingback:Más Batman, la escala Re Menor, monstruitis… All Your Blog Are Belong To Us (CXXIII) | Noticias del Cerebro Digital

  10. Gerwulf_ 11 noviembre, 2011 en 23:07

    Bueno yo tengo un blog y he de reconocer que la semana pasada sufri este estigma y lo escribi xD.

    os resumo;

    Tenia una gripe horrible e iba dentro de un autobus lleno hasta los topes, resultado:

    Mi imaginacion empezo a fluctuar y como consecuencia imagine que tenia el virus-T de resident evil e iba contagiando a todo el mundo xD.

  11. Pingback:» Más Batman, la escala Re Menor, monstruitis… All Your Blog Are Belong To Us (CXXIII)

  12. Pingback:Primer Aniversario «

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: