Archivos en la Categoría: Retro

My Lord

Space Invaders (Taito, 1978), con permiso de Spacewar! (Steve “Slug” Russell, 1961), es considerado el pionero del género shoot’em up, cuanto menos a nivel comercial, así como el primer videojuego de afectación pública. Desde su estelar aparición, y en concreto durante la década de los ochenta y principios de los noventa, el shoot’em up en sus diversas versiones vivió sus mejores años. El género fue evolucionando con propuestas como Galaxian (Namco, 1979) con patrones de enemigos más complejos, Defender (Williams Electric, 1981) y su revolucionario “scrolling shooting”, Scramble (Konami, 1982) con su scroll forzado que te obligaba a avanzar sí o sí, o Xevious (Namco, 1982) como primer scroll vertical. Más tarde llegaron otros como Spacer Harrier (Sega, 1985) siendo el primer “rail shooter” o Gradius (Konami, 1985), y su gestión armamentística.

Leer más de esta entrada

Bit Voice

Alan McNeil trabajaba en Universal Research Laboratories en 1980, cuando una noche tuvo un sueño algo extraño, según explica él mismo. En el sueño se encontraba rodeado de robots que querían acabar con su vida. Quizás por las horas dedicadas a Robots (BSD, 1980), tuvo claro que tenía que diseñar un videojuego dónde el objetivo fuese escapar de un mazmorra futurista llena de robots obsesivos por acabar con tu vida.

Leer más de esta entrada

The End

Tranquilos. No os suicidéis todavía. El título de esta entrada no significa el cierre del blog ni nada parecido. La historia va por otros derroteros. Recuperar el aliento y seguimos.

Tras la polémica con el final nada convincente (eso dicen) de Mass Effect 3 (Bioware 2012), parece que el gamer se ha postulado en rebeldía ya que esperaba un cierre (¿seguro?) a la altura de la trilogía, y según he podido leer, no cumple con lo esperado. No he jugado a Mass Effect 3 todavía, de hecho hace muy poco que he empezado con la primera entrega, y obviamente iré por orden cronológico, pero todo lo generado por ME3, sus fans, el posible final alternativo y demás me ha golpeado en la única neurona que me queda viva en mi cerebro (las otras murieron por culpa de la radiación en Fallout 3) y me ha dado por pensar en aquellos finales de videojuegos que por calidad o por falta de ésta, me impactaron. Obviamente si de finales se trata… a partir de aquí SPOILERS!!

Leer más de esta entrada

No Player No Game

Parece que era ayer, cuando llegaba a casa tras un “duro” día de cole, merendaba leche con galletas, hacía los deberes (o no) y rápidamente a jugar. Pero a jugar ¿a qué? Pues básicamente a la NES o al Amstrad CPC 6128. Eso sí, con la NES normalmente tocaba rejugar a algo y con el Amstrad tener novedades “modo Sparrow” era lo habitual. Qué dualidad, ¿no? De hecho, en el caso del Amstrad, nunca tuve la sensación que estaba pirateando y de que lo que hacía era ilegal. Yo sólo me copiaba los juegos, que otros me dejaban, igual que ellos hacían con los míos. Era una práctica habitual en aquella época, bastante estandarizada, que no parecía afectar a las ventas de videojuegos.

Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: